Con la población anciana de todo el mundo creciendo a velocidades desorbitadas, los científicos sugieren que los robots podrían asumir parte de la carga en la atención, el apoyo y – lo más sorprendente – la compañía al colectivo de personas mayores.

Que le pregunten a los japoneses, tienen la población más antigua del mundo, y su primer ministro, Shinzo Abe, destinó 14,3 millones de yenes en el presupuesto de 2013 para desarrollar robots que ayuden en el cuidado de las personas mayores. Estamos tratando de liberar más del tiempo del personal

Toyota está desarrollando dispositivos para ayudar a desplazar a los muy mayores o proporcionar apoyo a la movilidad y Toli Corp ha creado una estera con un sensor inalámbrico que puede rastrear y entregar retroalimentación, si una persona mayor se mueve alrededor. Otra novedad, un robot especial con 24 dedos para lavar el pelo y masajear la cabeza, útil si una persona ha visto limitado el movimiento del brazo. Es algo que Panasonic también ha probado en los salones de belleza japoneses. La idea de utilizar la robótica para el cuidado de las personas mayores está siendo probada en todas partes desde Singapur a Salford.

Toyota está desarrollando robots que pueden ayudar en la movilidad y desplazamientos, especialmente de personas mayores.

Toyota está desarrollando robots que pueden ayudar en la movilidad y desplazamientos, especialmente de personas mayores.

El proyecto Strands – de la Universidad de Birmingham ha recibido 8 millones de libras esterlinas en la financiación de la Comisión Europea. El robot Hebras comenzará ensayos con un proveedor de asistencia austriaca en mayo, a partir de cosas sencillas, tales como verificar que las puertas contra incendios permanecen desbloqueadas y que los desfibriladores siempre están presentes y en el lugar correcto.

Una de las mayores quejas de los miembros del personal de atención a personas mayores es que no pasan el tiempo suficiente interactuando y compartiendo el lado más humano y emocional. “Si el robot pudiese alcanzar la bandeja de los medicamentos y preparar la dosis, mientras se desarrollan las conversaciones humanas con los residentes, aumentaría la interacción “. Sin embargo, algunos proyectos están esperando que los robots puedan tener un papel más activo, y agradable, en la modalidad de atención.

El proyecto Mobiserv – un consorcio de ocho universidades europeas y empresas de cuidado -acaba de terminar la investigación sobre la creación de un “compañero robot social”. Se podría proporcionar a los ancianos prácticamente de todo, desde un entrenador de salud y nutrición que les anima a comer de forma saludable. Además, a través de un dispositivo permite conocer cuándo es la última vez que hablaron con alguien para pasar a la acción. Un amigo para Frank

Un proyecto en Salford es la creación de robots que “puedan ayudar a supervisar a las personas las 24 horas del día”, según el investigador Antonio Espingardeiro. El S65 CareBot P37 puede, entre otras cosas, ser programado con los ejercicios de terapia del habla y reconocimiento de objetos para ayudar a las personas con demencia. Su equipo está estudiando las ventajas y desventajas comparativas entre la atención robótica y el cuidado humano, pero creen que los robots pueden proporcionar una interacción significativa para complementar el contacto humano.

Al igual que con mucha tecnología, la realidad está tomando la delantera a partir de la ciencia ficción. En la reciente película de “Un amigo para Frank”. Frank es un viejo y solitario cascarrabias que tiene una gran pasión por los libros. De hecho, su única amistad es la que mantiene con una bibliotecaria. Su vida es muy tranquila y rutinaria, pero todo cambia cuando su hijo decide regalarle un robot que se encargará de cuidarle, en lugar de ir a una residencia. Por increíble que parezca, el anciano comienza a hacerse amigo de la máquina y a enseñarle alguna de sus habilidades secretas…

¿He escuchado bien? Máquinas que cuidan a personas, que se sientan a su lado a pasar la tarde de domingo, la de tu cumpleaños o te dan las buenas noches antes de acostarte. Quizá se nos esté yendo de las manos esto de la innovación tecnológica. En el mundo habrá  1,5 millones de personas mayores de 65 años para el 2050 pero, ¿realmente la inteligencia artificial de una máquina cableada sustituirá al trato humano en las personas mayores? 

¡No creemos que el futuro de los cuidadores esté en peligro!