¿Alguna vez te has preguntado cómo se sentían tus abuelos cuando se quejaban de dolor en las articulaciones o cuando tenían problemas de visión? Pues bien, ahora puedes caminar en sus zapatos, virtualmente, por supuesto, para experimentar de primera mano cómo es la vida de las personas mayores.

Un hombre de 34 años en estado de salud óptimo se transforma en un anciano de 85 años, con coyunturas débiles, glaucoma, artritis y zumbido en los oídos, con tan solo ponerse un exoesqueleto, reporta la agencia Reuters en su página web.

El experimento y vestimenta fueron diseñados por Liberty Science Center en Nueva jersey, en donde se llevan a cabo estudios sobre los efectos de envejecer.

Desde el punto de vista de una persona joven es difícil entender lo que le ocurre a tu abuelo o abuela, por eso Ugo Mumont, un neoyorquino de tan solo 34 años se puso el traje, que es intervenido a control remoto y que puede ser manipulado para debilitar las coyunturas, la visión y audición.

El traje está diseñado para imitar la degeneración de coyunturas mediante el ajuste de la vestimenta para simular artritis reumática, las gafas permiten solo visión periférica para imitar la degeneración ocular.

Los creadores del traje del Liberty Science Center dicen que esperan que aquellos que como Ugo Mumont, se pongan el traje, salgan de la experiencia con más empatía y conciencia, respecto a aquellos de edad más avanzada.