MADRID, 6 (EUROPA PRESS) Sanitas Mayores, la unidad dedicada al cuidado de las personas mayores de la compañía, amplía su red residencial con la compra de Valdeluz, perteneciente al grupo Arpada, sociedad gestora de cinco residencias en la Comunidad de Madrid. Según ha informado Sanitas en un comunicado, con este acuerdo Sanitas Mayores se convierte en el primer operador en la región por número de camas con más de 2.400 plazas distribuidas en 19 residencias. Además, la compañía cuenta con 2 centros de día en la ciudad de Madrid. Las cinco residencias cuentan con un total de 840 camas y dan empleo a 450 trabajadores que continuarán cuidando de los mayores, según ha aclarado Sanitas, que ha puesto de manifiesto su «apuesta por la estabilidad de la plantilla».

Estos centros dan servicio al barrio de Carabanchel así como a diversos municipios de la Comunidad de Madrid como son Alcorcón, Torrelodones, El Escorial y Colmenar Viejo. En línea con el modelo de gestión de la compañía, la especialización en el cuidado de las personas con demencia, así como el fomento de un envejecimiento saludable y feliz, serán dos ejes fundamentales en la atención a mayores.

Además, se acometerán las reformas necesarias para adaptar los nuevos centros a las exigencias de sostenibilidad y eficiencia energética de Sanitas, que ha garantizado que «el cambio de propietarios no afectará en nada a la rutina de los residentes ni a la de los empleados del centro». Las instalaciones están dotadas de un completo equipamiento asistencial con la integración de unidades especializadas de memoria y de estimulación cognitiva. Los residentes disponen de salas de pintura y actividades, gimnasio y servicios de peluquería o podología. Según el director general de Sanitas Mayores, Domènec Crosas, «esta nueva adquisición se alinea con los planes de evolución de la compañía orientados a ofrecer más y mejores cuidados a las personas mayores». Tras señalar la posición de la compañía, a raíz de la compra de Valdeluz, como «líderes en oferta de camas residenciales en la Comunidad de Madrid», Crosas ha destacado que el sector residencial se encuentra ante el reto de «ser capaces de ofrecer a cada persona y cada familia la ayuda que necesita». «Por supuesto, continuaremos nuestra actividad de atención residencial en la que además confiamos en seguir creciendo durante los próximos años», ha agregado.

No Hay Más Artículos