El Consejo General de Enfermería denuncia las verdaderas razones por las que las residencias privadas de ancianos no son capaces de contratar enfermeras en verano

‚Ė™ ¬†El verdadero origen de la repentina escasez de enfermeras para trabajar en residencias privadas en verano son las p√©simas condiciones laborales y profesionales que sufren de forma hist√≥rica las enfermeras que trabajan en la mayor√≠a de las residencias privadas de ancianos que hay en Espa√Īa.

‚Ė™ ¬†Para el presidente del Consejo General de Enfermer√≠a estamos ante unasituaci√≥n muy grave porque ‚Äúla falta de enfermeras repercute de formadirecta en la seguridad de las personas ingresadas en ellas. La evidencia cient√≠fica demuestra que este d√©ficit aumenta la morbilidad, el √≠ndice de mortalidad y repercute en los cuidados y la calidad de vida de los pacientes.

‚Ė™ ¬†Es inconcebible que, existiendo enfermeros con el t√≠tulo oficial de geriatr√≠a, no haya obligaci√≥n de contratar a estos especialistas en aquellos puestos donde sea imprescindible. No tiene ning√ļn sentido que el Estado se est√© gastando el dinero p√ļblico en formar especialistas para que luego los pacientes, en este caso los ancianos y dependientes, no puedan beneficiarse de ellos.

‚Ė™ ¬†El Consejo General de Enfermer√≠a llevar√° a cabo un seguimiento exhaustivo de la calidad asistencial en las residencias de ancianos y centros sociosanitarios en general.

“¬ŅQui√©n dice que las personas mayores no disfruten de encuentros er√≥ticos?”, Pablo Cantero

En las √ļltimas semanas, numerosos medios de comunicaci√≥n se han hecho eco de la grave situaci√≥n que vienen sufriendo las residencias de ancianos que no encuentran enfermeras para poder dar la asistencia necesaria a los pacientes all√≠ ingresados. Cabe destacar que, si bien la escasez de enfermeras es una situaci√≥n que sucede durante todo el a√Īo, esta situaci√≥n se agrava de forma importante en los meses de verano, al ser un periodo vacacional donde los centros sanitarios p√ļblicos contratan m√°s personal

page2image384page2image552

para cubrir las bajas por vacaciones. El presidente del Consejo General de Enfermer√≠a, Florentino P√©rez Raya, se ha referido esta ma√Īana a la problem√°ticadenunciado el verdadero origen de esta ‚Äúrepentina escasez de enfermeras‚ÄĚ que no es otro que ‚Äúla situaci√≥n que vienen sufriendo de forma hist√≥rica losprofesionales que trabajan en la mayor√≠a de las residencias privadas de ancianosque hay en Espa√Īa, no s√≥lo en la √©poca estival‚ÄĚ.

Por ello, Florentino P√©rez Raya ha aseverado que ‚Äúla verdadera noticia no est√°en la desesperaci√≥n de los gestores de las residencias privadas ante el hecho de no encontrar enfermeras sino en la verdadera raz√≥n por la que nuestrosprofesionales no quieren trabajar all√≠‚ÄĚ. Una raz√≥n que no es otra que las funestas condiciones laborales y profesionales que estos ofrecen a su personal. ‚ÄúPor ello, P√©rez Raya se√Īala que para solucionar este problema bastar√≠a con ofrecer contratos laborales dignos y unas condiciones que se ajusten a la profesionalidad, legalidad y recomendaciones de las organizaciones internacionales en cuanto a ratio de pacientes por cada enfermera, horario de trabajo, duraci√≥n de las guardias, salario y reconocimiento profesional‚ÄĚ.

“El trabajo en favor de los geront√≥logos empieza por nosotros mismos”

El presidente del Consejo General de Enfermer√≠a ha querido dejar claro queestamos ante una situaci√≥n muy grave: ‚Äúla falta del n√ļmero de enfermerasnecesario para poder cuidar con plenas garant√≠as a los pacientes repercute de forma directa en la seguridad de las personas ingresadas en ellos. Existe numerosa evidencia cient√≠fica que demuestra que el √≠ndice de mortalidad aumenta cuando no hay suficientes enfermeras para atender a los pacientes, y este d√©ficit repercute tambi√©n en la calidad de los cuidados prestados y en la calidad de vida de los pacientes. Cualquier persona puede entender que no es lo mismo atender al n√ļmero de pacientes adecuado seg√ļn las recomendaciones internacionales basadas en la evidencia cient√≠fica, que atender a toda una planta e incluso toda la residencia, como de hecho est√° ocurriendo en algunos casos en Espa√Īa. A todo ello hay que sumarle el resto de las condiciones indignas a las que se enfrentan estos profesionales en cuanto a horarios, guardias, salario,descansos, etc.‚ÄĚ.

Florentino P√©rez Raya se ha referido tambi√©n a la especialidad de enfermer√≠a geri√°trica que existe en Espa√Īa desde 2005 y a la que se accede a trav√©s de un modelo de residencia id√©ntico al MIR denominado EIR (Enfermero InternoResidente) tras superar una prueba estatal. ‚ÄúResulta del todo inconcebible queexistiendo como existen enfermeros con el t√≠tulo oficial de geriatr√≠a, no haya la obligaci√≥n de contratar especialistas para cubrir los puestos de cualquier residencia de ancianos. No tiene ning√ļn sentido que el Estado se est√© gastando el dinero p√ļblico en formar especialistas para que luego los pacientes no puedan beneficiarse de ellos porque no hay obligaci√≥n de cubrir plazas que corresponder√≠an a especialistas con profesionales que est√©n en posesi√≥n de dicho t√≠tulo‚ÄĚ.

Para el presidente de las enfermeras, ‚Äúes imprescindible que exista el imperativolegal no s√≥lo de cumplir las condiciones necesarias para garantizar la seguridad de los pacientes y las condiciones laborales dignas de los profesionales, tambi√©n de contratar especialistas en geriatr√≠a en aquellos puestos donde, como lasresidencias sociosanitarias‚ÄĚ son necesarios. Por tanto, es clave que los puestos de trabajo de enfermeras/os en residencias se cubran con los enfermeros especialistas en geriatr√≠a y el salario se ajuste al de un especialista ya que, en la actualidad, los salarios son los m√°s bajos de todo el sector sanitario y esto es lamentable‚ÄĚ.

Finalmente, Florentino P√©rez Raya ha anunciado la decisi√≥n de llevar a cabo un seguimiento exhaustivo de la calidad asistencial en todos los centros sociosanitarios, en cumplimiento de la misi√≥n de esta entidad que no es otra que‚Äúproteger la salud de las personas y garantizar la seguridad de los pacientesdesde una pr√°ctica profesional enfermera, √©tica, human√≠stica y competente‚ÄĚ.

La Guía de COPTOCAM con recomendaciones para Mayores, Familias y Cuidador@s

No Hay Más Artículos