Deterioro sensorial en el envejecimiento

Las personas mayores experimentan cambios físicos y psicosociales con el envejecimiento, incluido el deterioro visual y auditivo. El deterioro sensorial es el problema de salud más común que experimentan las personas mayores y podría ocurrir o aumentar como resultado de una enfermedad o del envejecimiento.

De acuerdo con el Estudio Longitudinal Coreano del Envejecimiento, el 37,3% de los ancianos coreanos reportan problemas de visión y el 14% reportan problemas de audición. Abordar el deterioro sensorial en las personas mayores es fundamental, ya que ejerce efectos nocivos sobre su estado funcional, independencia y bienestar.

La discapacidad visual aumenta el riesgo de lesiones, caídas y depresión, y limita el desempeño de las actividades de la vida diaria (AVD), lo que genera insatisfacción con las actividades sociales y afecta la calidad de vida (CdV) y la independencia.

La discapacidad auditiva se asocia con dificultades de comunicación, depresión, aislamiento social y baja autoestima, lo que lleva a graves problemas psicosociales y funcionales.

Discapacidad sensorial dual

Las personas mayores con discapacidad sensorial dual enfrentan un mayor riesgo de problemas sociales y relacionales, depresión, deterioro cognitivo y mala salud que las personas mayores con discapacidad sensorial única; el porcentaje de personas con discapacidad sensorial dual aumenta con la edad.

Además, como no existe un programa institucional o comunitario establecido para el diagnóstico temprano y el tratamiento preventivo de la discapacidad sensorial, la carga socioeconómica de las personas mayores debido a la discapacidad sensorial está aumentando.

La investigación

En este contexto, investigadores de la Facultad de Medicina de Duke-NUS en Singapur han descubierto que ciertas deficiencias en los sentidos de las personas mayores están asociadas con diferencias en la salud y la esperanza de vida.

El estudio, publicado en el Journal of the American Geriatrics Society, mostró que los problemas de visión y audición, especialmente si están presentes al mismo tiempo, parecen tener el mayor impacto en la salud de las personas mayores.

Los investigadores encontraron que las personas con ambas deficiencias podrían esperar pasar el 62% de su vida restante con limitaciones de la función física, en comparación con el 38% de las personas mayores sin ninguna deficiencia. Además, encontraron que las personas mayores sin deficiencias visuales o auditivas vivían unos cuatro años más.

Los hallazgos de este estudio pueden ayudar a las personas mayores, sus familias, los proveedores de atención médica y los legisladores a comprender el impacto de las deficiencias sensoriales y a encontrar formas de mejorar la calidad y cantidad de vida de las personas mayores afectados por ellas.

Leer5 Claves para Cuidar tu Audición según los Expertos

Referencias:

  1. Tareque, M.I., Chan, A., Saito, Y., Ma, S. and Malhotra, R. (2019), The Impact of Self‐Reported Vision and Hearing Impairment on Health Expectancy. J Am Geriatr Soc, 67: 2528-2536. doi:10.1111/jgs.16086

No Hay Más Artículos