Madrid, 21 de noviembre de 2016

El director general de la Fundación Edad&Vida, Albert Vergés, ha asegurado que “subir impuestos para recaudar más no es la solución al problema de las pensiones” y ha apelado a las reuniones del Pacto de Toledo para buscar “un gran acuerdo” que garantice “unas rentas dignas y suficientes a las personas mayores en cualquier circunstancia”.

La Comisión del Pacto de Toledo del Congreso es para Vergés “el lugar adecuado” para tratar este tema, ya que se trata de “una cuestión que tiene que preocupar más allá del partido político que gobierne y de sus ideas”.

En la víspera de que la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, comparezca ante dicha comisión, el director general de la Fundación ha afirmado que para las personas mayores, “no tanto las de ahora, sino las que habrá en el futuro”, es una incertidumbre ver cómo el Fondo de Reserva “tiene una fecha de caducidad inmediata”.

Desde la entidad explican que en España nunca se ha llevado a cabo una reforma de carácter estructural que permita, “de forma definitiva y estable”, asegurar la capacidad económica de las personas mayores antes la realidad que supone el cambio demográfico y el progresivo envejecimiento de la población.

SISTEMA MIXTO DE REPARTO Y CAPITALIZACIÓN

Ante el agotamiento del Fondo de Reserva, Vergés ha planteado la posibilidad de desarrollar un sistema mixto de reparto y capitalización, a pesar de saber que se trataría de una medida que, en política, “no sería acogida con especial agrado”.

El actual sistema de reparto de prestación definida debería transformarse, según ha dicho, en un sistema de reparto de aportación definida con cuentas nocionales, que incluyese un factor de sostenibilidad que actualizase los derechos pensionables y las pensiones a las circunstancias demográficas y económicas. Además, la parte capitalizada del sistema mixto de pensiones debería canalizarse a través de planes de pensiones ocupacionales y/o personales.

BUEN TRATO AL AHORRO

Asimismo, el director general de la Fundación Edad&Vida ha abogado por mejorar el tratamiento fiscal de los planes de pensiones como el cauce más adecuado para fomentar el ahorro privado de los ciudadanos de cara a su jubilación con el fin de complementar la pensión pública y garantizar el poder adquisitivo de los ciudadanos en el momento en que abandonan el mercado laboral.

La entidad considera necesario fomentar un cambio de actitud de los ciudadanos hacia el ahorro y la planificación de su jubilación, de modo que adopten una mayor responsabilidad a la hora de garantizar sus ingresos  en el futuro.

“Deberíamos tener un sistema donde hubiera un buen trato al ahorro, elemento fundamental que no se hace, todo lo contrario, se penaliza”, dijo, al tiempo que apuntó la necesidad de “fomentar la responsabilidad individual de las personas ante la financiación complementaria y de atención y preparación para la jubilación”.