apbSsILLh28

Ted Talk nos sigue regalando lecciones vitales. Esta vez hablamos del final de esta vitalidad. Experimentar la muerte en primera persona fue algo que hizo despertar a BJ Miller. Todos necesitamos una razón para despertarnos. La suya fue sentir una descarga de 11.000 voltios. 

Una noche, en mi segundo año de universidad, regresando de las vacaciones de Acción de Gracias,algunos de mis amigos y yo estábamos jugando y decidimos subirnos sobre un tranvía estacionado. Sólo para sentarnos ahí con los cables eléctricos por encima. De alguna manera, parecía una gran idea en ese momento. Me subí por las escaleras traseras, y cuando me paré, la corriente eléctrica me entró por el brazo, bajó hacia los pies… y eso fue todo. 

Esa noche comenzó mi relación formal con la muerte –mi muerte– y también empezó mi camino como paciente. Es una buena palabra. Significa aquel que sufre. Así que supongo que todos somos pacientes.

Hoy soy médico, doctor de hospicios y medicina paliativa,así que he visto la atención de ambos lados. Y créanme: casi todos los que se meten al sector de la salud realmente quieren lo mejor, quiero decir, de verdad. Pero los que trabajamos en él también somos agentes inconscientes de un sistema que muchas veces no sirve.

¿Por qué? Bueno, la respuesta es bastante sencilla, y explica mucho: el sector de la salud se diseñó basado en las enfermedades y no en la gente. Es decir, que está mal diseñado. En ningún lugar los efectos de un mal diseño son más penosos. Y donde más apremia tener un buen diseño es al final de la vida, donde las cosas son más nítidas y concentradas. 

Dale al play y disfruta del vídeo completo. Recuerda que puedes activar los subtítulos en Spanish.