Su historia artística se confunde con la personal. Su público la siente como de la familia, no en vano generaciones dispares han crecido, madurado en paralelo o con ella, siendo inducidos por sus mayores. Siempre fue coherente con sus años gozosos, reconoce que las canas y las arrugas se las merece. Son suyas y se gusta. En definitiva el envejecimiento lo vive como un privilegio.

En un tiempo en que el cuerpo se hace esclavo de una persecución estúpida y a veces, ensangrentada por lo que se nos ha vendido como indivisible: belleza y juventud, María Bethânia  (18 de junio de 1946 en Santo Amaro, Bahía) se sube a los escenarios con sus largos cabellos blanqueados, su alma serena y sin pizca de maquillaje. Como un acto político, la vejez se ha convertido en un hecho peligroso. La discriminación es sutil pero su impacto demoledor. Así que María, es una de esas mujeres imprescindibles que con hechos reivindican su lugar el mundo porque la alegría no se demuestra, se vive con intensidad, porque el disfraz se cae cuando nos empeñamos en mantenerlo. No se arrepiente de nada, porque la vida y el tiempo siempre son ganados.

Hoy lo o celebra con su último (por ahora) disco homenaje al amor y sus máximas expresiones, los abrazos (podríamos interpretarlos como a la aceptación) y a la gratitud (crecimiento): “Abraçar e agradecer”. Para este trabajo se acompaña de los mejores, al Contrabajo J. Helder Piano T. Mourão, el Violín y las violas P. Dafilin Violín, la mandolina y la guitarra P. Franco, el Chelo M. Mallard, la Batería C. César Percusión M. Costa y al acordeón T. Ferragutti. Las mejores obras son las que se crean conjuntamente desde lo transdisciplinar, al igual que los mejores sorbos son los brindis del éxito que se comparten.

Sin pretensiones por seguir los cánones de belleza, es un icono de la misma. Sin sonidos estridentes, ni canciones edulcoradas, la justicia social ha sido su misión en el mundo. Hoy disfruta con alegría el presente de estar viva y nos obsequia con lo mejor de si misma (también de sus compañeros músicos). Estamos de acuerdo: ¡La vida empieza hoy!

¿Quieres estar al día? Visita la sección de ACTUALIDAD y entérate de to-do.