Investigadores de la Universidad de Liverpool han encontrado que un fármaco antiepiléptico bien establecido también podría ser utilizado como un tratamiento para enfermedades neurodegenerativas.

La neurodegeneración implica la pérdida progresiva de la estructura y la función nerviosa y es una característica común de varias condiciones, incluyendo el Parkinson, el Alzheimer y la enfermedad de Huntington. Enfermedades que actualmente no tienen cura.

Etosuximida, fármaco antiepiléptico

Investigadores del Instituto Traslacional de Medicina de la Universidad han encontrado que la etosuximida, un medicamento antiepiléptico, tiene efectos protectores en ciertos modelos de enfermedades neurodegenerativas.

Líneas futuras

El profesor de Fisiología Celular y Molecular, Alan Morgan, dijo: “La incidencia de estas enfermedades está en aumento debido a que el envejecimiento de nuestra población es cada vez mayor, sin embargo, hay una falta de terapias eficaces para tratarlos.

La investigación sugiere que la etosuximida tiene potencial para su reutilización en tratamientos para varias enfermedades neurodegenerativas y apuesta por la creación de una plataforma desde la que se podrían desarrollar nuevos medicamentos.

Los investigadores están trabajando activamente y esperan, con el tiempo, que su trabajo ayude a los que sufren estas enfermedades neurodegenerativas.